Psicoterapia - Desarrollo del Bienestar - Relaciones Humanas

Creemos en las personas y en su capacidad para protagonizar y gestionar sus propios cambios

Artículos (+)

Hablando de crisis!!!

Si no hubieran estado presentes las crisis en momentos de mi vida, hoy posiblemente no estaría aquí escribiendo este escrito.

Se que lo que me mueve es la búsqueda de sentido, del sentido… 
No sé si la persona es capaz de indagar en sus estados “neuróticos” cuando se encuentra en equilibrio y feliz. En mi vida tuvieron mucho que ver mis crisis en profundizar en la búsqueda del conocimiento y aún ahora es un gran motor que utilizo…
En los momentos que siento esa paz interna, me limito a disfrutarlos y a no hacer nada… ni siquiera a perpetuarlos… (aprendí que uno puede manejar el proceso de lo que acontece, y decidir “qué” y “cómo” hacerlo, pero lo que acontece, acontece, sea lo que sea)

Es posible que hacer de la búsqueda, de lo que le acontece al ser humano en su camino por la vida, sea simplemente quererme adelantar a siguientes crisis sin por supuesto tener la seguridad que me servirá cuando esta se presente en mi camino. en mis crisis se da algo de genuino y auténtico de mi misma, hay algo que muestra lo que es, lo que esta, ya sea un pendiente o un valor.

Hoy aprendí que es en las crisis, en mis crisis, cuando he puesto más carburante en el camino del autoconocimiento, es más, muy posiblemente la auto-valoración, auto-reconocimiento y auto-estima que parece se va integrando dentro de mi, tuvo trayectos que se han ido re-aprendiendo de adulta, como ocurre en tantos otros.

Me doy cuenta que muy posiblemente si no hubiera habido tantos momentos de crisis en mi vida no hubiese alimentado tanto mi característica de "buscadora" y que muy posiblemente sea esta la que me permite compartirla con otras personas con el fin de sentirme acompañada. Puede ser que encontrarme en ocasiones con la búsqueda del otro, me haga sentir menos miedo, menos incertidumbre.  

Desde siempre he creído que el ser humano en esencia es bueno y que la transparencia es lo que permite aflorar esa esencia. Muchas veces en ese camino de la transparencia, la crisis es un elemento que nos abre al otro. 
Ella pone de manifiesto todo lo no resuelto, todo lo inacabado, todas las necesidades, todas las carencias. En ocasiones  en una infantil mirada uno cree que superada la crisis, la felicidad será eterna, cuando ni la vida (por lo menos lo que entendemos como vida en este plano terrenal) es eterna. Y otra (porque hay muchas dentro de mi misma) sabe que los momentos no se perpetúan, que son nuevos aunque nos puedan parecer iguales, de la misma manera que los días suceden unos a otros pero no son los mismos. 

Las crisis son las generadoras de cambios, las que nos avisan de que algo funciona en unos parámetros que precisan de reajuste. En definitiva que algo esta desequilibrado, ni más ni menos. Llegado este punto uno puede quedarse en la “queja” que sabemos que es “no acción” no hacer nada, o bien, ir un poquito más allá, en algunos para un mejor autoconocimientos, en otros para ampliar su búsqueda, en otros par encontrar recursos herramientas que no le fueron dadas en su educación emocional.

A las crisis también le podemos encontrar sus intenciones positivas. te ayudan a reflexionar, te facilitan  una mayor empatía con los demás, un sentirse más igual con el otro, un reconocimiento de las partes vulnerables del ser humano, un acercamiento. la llamada “alma” es universal. los padeceres del “alma” también. 

Posiblemente la crisis, en sí, no es buena ni mala, es, simplemente, forma parte de nuestra vida. lo qué hagamos con ella y cómo la gestionemos es la que nos proveerá del resultado.

Me pregunto si la crisis…, ¿tendrá que ver con que el ser humano “vive” poco la vida y se dedica más a pensarla que a “ser “ en ella?.


Gracias. 

Patrícia