Psicoterapia - Desarrollo del Bienestar - Relaciones Humanas

Creemos en las personas y en su capacidad para protagonizar y gestionar sus propios cambios

Artículos (+)


Las acciones en la vida siempre son personales

Miro a los políticos, a los economistas, a los empresarios, a mis vecinos del barrio, a mi misma y no puedo más que reconocer que somos niños adultos, en cuanto a la falta de escucha propia. Jugamos a juegos de grandes: a hacer política, economía, a ser padres sin saber en la mayoría de los casos que cada decisión, acción que tomamos o hacemos esta ...entonada con nuestra impronta emocional. Esta impronta es personal y tiene que ver con el guión de vida emocional que hemos llevado en mayor medida en nuestra infancia. 

Somos una vez convertidos en adultos, réplicas de nuestras vivencias infantiles. En la vuelta a ese lugar podemos encontrar muchas de las razones de las conductas de políticos, empresarios, podemos encontrar la "gran razón" de los comportamientos de todos nosotros. Si apuramos hasta la "gran razón" de esos pocos con nombres y apellidos que nos han vendido la crisis sin el ticket para devolverles el "producto vendido en mal estado". 

Es muy simple, tan simple y tan costoso emocionalmente que diremos "de mi vida personal, no hablo". Y es justo en ese lugar del que no queremos hablar "en la vida personal" donde se ha gestado todo el proceso de fabricación de las acciones que más tarde como adultos hacemos y que encubrimos en el nombre de lo que se nos ocurra que pueda estar justificado. 

Como llega final de año y para mí lleva un punto de hacer balance, me doy cuenta que demos las vueltas que demos no hay otro camino más que el de la vuelta a casa, la vuelta a uno mismo (me reconozco "pesadita" con el tema, hablando y hablando siempre de lo mismo, pero bien puedo decir que aunque he buscado otros caminos más cortos, siempre como un laberinto me encuentro en el mismo pasillo) para poder poner entendimiento en lo que ocurre fuera. No hay decisión que no implique componente emocional y lo emocional lo encerramos bajo llave. Bien le tenemos miedo a lo que vemos o bien no tenemos ni idea y eso mismo nos aterra. 

No podemos lograr un mundo mejor, más solidario, más humano sino somos capaces de mirarnos sin asustarnos de nosotros mismos. No podemos lograr cambios sin cambiar. Y para cambiar, transformar, hay que conocer de qué va la historia de cada uno. Vamos dando palos de ciego, porque señores vamos ciegos, no nos vemos. Si ni siquiera nos miramos nosotros, ¿cómo vamos a creernos que somos capaces de mirar al otro? Imposible. Cuando creemos que lo miramos, es pura proyección. Lo que ocurre es que no hacemos el camino de vuelta de esa proyección. 

No obstante ciegos o no, lo que hacemos, sembramos hoy es lo que nuestros hijos / nietos recogerán mañana. Eso es simple sentido común. Eso es responsabilidad. Si sembramos quejas, recogerán no acciones, si sembramos acciones, recogerán otros destinos. 

Mi deseo como dijo el entrenador del Barça Tito Vilanova para cada una de las personas que habitamos y formamos este mundo: 'Seny, pit i collons/ovaris' (sensatez, coraje y cojones/ovarios) para tomar las riendas cada uno de su propia vida y atreverse a vivirla así como desee. 

 

Creer que se puede, es crear que se pueda. 

Besos y abrazos cálidos y fuertes.

Patrícia